HECHO CON AMOR Y CARIÑO

Cuando compras en un pequeño negocio de personalización, compras horas de fracaso y experimentación. Estas comprando horas, días, semanas y meses de frustración pero también de grandes alegrías.

Cuando compras algo hecho a mano no estás comprando una cosa, compras un pedazo de corazón, parte de un alma, un momento de la vida de alguien, que por un momento dejó de lado la suya, para hacerte mas feliz la tuya.